¿Cómo afectan los radicales libres a nuestra piel?

¿Cómo afectan los radicales libres a nuestra piel?

Posiblemente alguna vez hayas oído hablar de los radicales libres, pero muchas personas desconocen que son sustancias muy reactivas que desencadenan procesos de oxidación y pueden causar daños irreparables en nuestro cuerpo. No obstante, ¿te has planteado alguna vez cuáles son sus mecanismos de actuación y, en base a eso, cómo evitar que desencadenen estas reacciones?

En este artículo nos centramos en definir los procesos que originan los radicales libres o especies reactivas de oxígeno y en cómo prevenir estos daños, mediante tratamientos específicos y la protección de nuestra piel.

¿Qué son los radicales libres?

Absolutamente todo en el universo, desde los seres humanos hasta el aire que nos rodea, está formado por moléculas. Las moléculas están compuestas por átomos que, a su vez, están formados por partículas subatómicas llamadas neutrones, protones y electrones. Estos últimos son precisamente los responsables de formar los enlaces entre los demás átomos para dar lugar a moléculas más complejas.

En condiciones normales, los electrones de un átomo están unidos en pares. Sin embargo, cuando estos electrones se encuentran desapareados, se les denomina radicales libres, y es entonces cuando requieren reaccionar con otra molécula para poder obtener el electrón que les falta y de este modo estabilizarse, formando un nuevo par de electrones. No obstante, la molécula que ha tenido que ceder un electrón se encuentra de nuevo en esta situación, convirtiéndose en un radical libre que intentará reaccionar con otra molécula y provocando así una reacción en cadena. Estas reacciones de los radicales libres con determinados componentes de la célula o de la membrana celular pueden afectar las funciones celulares e incluso desencadenar la muerte celular.

El átomo más común en sufrir este tipo de reacciones en cadena es el átomo de oxígeno y,  por eso, hablamos de procesos de oxidación y los componentes celulares como los lípidos, las proteínas, el ADN y los hidratos de carbono son muy sensibles a esta reacción. En nuestro organismo, es natural que tengamos una pequeña cantidad de estas especies reactivas de oxígeno, ya que son necesarias para llevar a cabo una serie de reacciones metabólicas y pueden ser neutralizadas por los mismos mecanismos antioxidantes de nuestro cuerpo o por los obtenidos mediante la dieta.

¿Y cómo afectan estos radicales libres a nuestra piel?

El mismo proceso de oxidación que provoca que una manzana se vuelva de color marrón o que un tornillo metálico se convierta en rojizo, es el que desencadenan los radicales libres en nuestra piel. Los rayos ultravioleta, el humo del tabaco, la contaminación del aire, el estrés y la mala alimentación, entre otros, son los causantes de acelerar la producción de estos radicales libres.

El daño que estas especies reactivas de oxígeno crean en nuestra dermis puede aparecer de distintas formas, desde cambios en el color de la piel que conllevan manchas oscuras o vasos sanguíneos rotos hasta la debilitación de la piel, el aumento de la flacidez y la descomposición del colágeno dérmico que da como resultado las fibras elásticas dañadas y la creación de arrugas. En general, los radicales libres desencadenan el envejecimiento prematuro de la piel, de ahí la importancia de protegerla y actuar de modo preventivo para evitar los posibles daños que éstos puedan generar a la salud dérmica.

¿Cómo proteger la piel de los radicales libres?

La forma más eficiente de proteger la piel de los daños que provocan las especies reactivas de oxígeno o radicales libres es mediante sustancias que neutralizan estas reacciones y eliminan los electrones que no están apareados, estabilizando las moléculas. Estas sustancias son los antioxidantes, compuestos que donan electrones a los radicales libres para que éstos no tengan que reaccionar con otros átomos de la piel para obtener el electrón que les falta.

 

Estos antioxidantes incluyen vitaminas como la vitamina A, vitamina C y vitamina E y también otras sustancias que actúan de forma mucho más efectiva que las vitaminas, como la coenzima Q10, el ácido alfalipoico o el ácido ferúlico. Para obtener estas substancias y neutralizar la acción de los radicales libres puedes consumir alimentos ricos en las mismas, optar por suplementos nutricionales que ayuden a compensar las deficiencias dietéticas o aplicarte tópicamente productos ricos en estos nutrientes. La combinación de estas tres acciones será siempre la opción más eficaz en la lucha contra la oxidación celular.

El Factor 77 formulado por Q77+ es el agente antioxidante más potente ya que combina los mejores neutralizadores de radicales libres existentes, la coenzima Q10, el ácido alfalipoico y la vitamina E. Su función se basa en la regeneración celular y contribuye a una significativa regeneración de otros antioxidantes presentes en el cuerpo como la vitamina C, vitamina E y glutation. Los REGENERATOR COMPRIMIDOS de Q77+ son suplementos nutricionales que renuevan el vigor y la vitalidad del cuerpo, tanto física como mentalmente. Están formulados a base de Factor 77 y otros nutrientes que contribuyen a la regeneración cutánea y aportan una acción antioxidante muy poderosa para poder combatir el daño causado por los radicales libres.

Por otro lado, la GOLD REGENERATION CREAM de la lujosa línea oro de Q77+ contiene numerosos principios activos que aportan una acción antioxidante directa sobre la piel, con la tecnología más avanzada para poder penetrar hasta la dermis y liberar los ingredientes de la forma más efectiva. Mediante su aplicación es posible reforzar el equilibrio natural que se rompe con la radiación ultravioleta y otros agentes contaminantes, así como evitar que nos expongamos a formas de estrés oxidativo importante, con las consecuencias reactivas que dañan nuestra piel. Al neutralizar los radicales libres, se permite la producción de colágeno, como elemento imprescindible para mantener la elasticidad y resistencia de la piel, con el efecto propio de suavidad y rejuvenecimiento de la dermis.

Los productos de la línea oro de Q77+ son especiales debido a la dificultad de lograr una fórmula estable y potencialmente antioxidante. Hay muy pocas fórmulas disponibles en el mercado que demuestren por una parte su estabilidad y por otra parte la capacidad de penetrar en la piel y ejercer su acción anti radicales libres.

Y recuerda… ¡Cada mes realizamos sorteos y ofertas exclusivas en nuestras Redes Sociales! Así que síguenos en Instagram o Facebook y disfruta de nuestras promociones.